.

.

.

.

..

.

jueves, marzo 10, 2011

2010:asi sigue españa en el siglo XXI --- LE ROBAN, SE DEFIENDE... Y A PRISIÓN


LE ROBAN, SE DEFIENDE... Y A PRISIÓN

Piden 15 años de cárcel para el hostelero que mató a un ladrón en legítima defensa

Aunque se enfrenta a una pena mayor, el hostelero podría llegar a ser absuelto si se aplica la legítima defensa como eximente completa, o bien se podría rebajar su condena si se observa la fórmula incompleta.
Sus abogados han alegado en todo momento que actuó en legítima defensa, pero se trata de una circunstancia que el juez no entra a valorar y será en el juicio donde se determine si fue así.
El proceso contra el hostelero de Santillana del Mar que mató de un tiro a un ladrón que, junto a otros dos, entró a robar en su restaurante, ha dado un vuelco. Ya no será juzgado por homicidio imprudente, sino por homicidio doloso (con intencionalidad). La causa cambia de manera sustancial, porque ahora el empresario Ángel G. O. se enfrenta a una pena de entre 10 y 15 años de cárcel, y no de 1 a 4 años, que es la tipificada en el Código Penal para el delito de homicidio por imprudencia grave.
La Sección Primera de la Audiencia Provincial ha estimado el recurso que presentó la defensa del fallecido, Slataru Gioni, contra el auto del Juzgado de Instrucción número 5 de Torrelavega que el pasado mes de octubre acordó que el hostelero fuese juzgado por un presunto delito de homicidio por imprudencia grave, porque consideraba que no había pruebas para mantener que tuviera intención de acabar con su vida.
Este auto, sin embargo, es ahora revocado por la Sección Primera de la Audiencia, que considera que «aunque el autor del disparo no hubiese deseado la muerte de la víctima, los indicios apuntan a que al menos aceptó dicho resultado (dolo eventual)».
En cualquier caso, ahora se quedan sin efecto los trámites del procedimiento abreviado iniciados por el instructor, el que se sigue para delitos cuyas penas no superen los nueve años de cárcel, y deberá adoptarse el trámite adecuado para enjuiciar un delito de homicidio doloso. La Fiscalía, sin embargo, mantiene su calificación como homicidio imprudente.
Aunque todavía no está decidido, es posible que el juicio no se celebre con jurado, pues al hostelero no sólo se le imputa el delito de homicidio, sino que también deberá responder por otro de lesiones, ya que otro de los ladrones resultó herido.
Le robaron cinco veces
Los hechos ocurrieron el 6 de diciembre de 2009, cuando Ángel G. O., harto de que le entrasen a robar (hasta cinco veces le habían entrado en su negocio), dormía en su restaurante de Santillana del Mar, ‘El Pradón’, cuando a las 3.30 horas oyó unos ruidos que lo despertaron. Miró hacia la puerta, vio tres siluetas y decidió coger la escopeta de caza que tenía en un armario. Según el relato provisional de los hechos, el hostelero gritó «¡alto o disparo!», vio que uno de ellos llevaba algo en la mano y disparó.
Según el auto de apelación, los perdigones impactaron en la puerta de entrada del establecimiento, en el cuerpo de uno de los ladrones, Alin Costel, y en el de Slataru Gioni. El otro resultó ileso. El primero sufrió nueve lesiones en el lado derecho de la espalda y en el antebrazo derecho, «de las que tardó en curar 22 días». Gioni falleció en el acto, «a causa de un shock hipovolémico por lesiones pulmonares y aórticas producidas por herida de arma de fuego de proyectil múltiple», según el auto. Presentaba 21 heridas: una en la cara, 12 en el tórax, cuatro en la mano, una en el abdomen y otra en el muslo.
Es por ello, «a la vista de la naturaleza del arma empleada, el lugar del cuerpo al que fue dirigida y el resultado», que la Audiencia apreció indicios de la comisión de un delito y que, aunque no desease la muerte, el autor del disparo «al menos aceptó» que podía producirse, de ahí su decisión de juzgarlo por homicidio.
Comparte esta noticia en las redes sociales


EN VERDAD, FALTAN DATOS, SI LOS PRESUNTOS ATRACADORES IBAN ARMADOS, O HICIERON FRENTE A LA PERSONA; SI EN VERDAD, CONFORME ENTRA EL DUEÑO, LOS ATRACADORES, SALEN CORRIENDO, SI INTENTAR HACER NADA CONTRA EL DUEÑO DEL HOSTAL, HASTA PODRIA SER ASESINATO, SIEMPRE PRESUNTAMENTE, ASI SON LAS LEYES EN ESPAÑA. EL DUEÑO, LA VERDAD, PODRIA ESTAR QUEMADO YA DE LAS VECES QUE LE HUBIERAN ROBADO; PERO, SOLO EL HECHO DE TENER UN ARMA DE FUEGO PARA "DEFENDERSE", ES QUE ESTA PREDISPUESTO A DISPARAR ANTE CUALQUIER EVENTUALIDAD, Y LA VERDAD, ESO ES DELITO.
LA POLICIA, DE ACUERDO QUE HAY VECES QUE HACE MAS DE LO QUE DEBERIA, AL DECIR POLICIA, ME REFIERO A TODOS LOS ESTAMENTOS POLICIALES ESPAÑOLES:NACIONAL, LOCAL, BENEMERITA, Y TODAS LAS DENOMINACIONES; SI EN SUS FUNCIONES, IGUAL QUE HAY VECES QUE A UN POBRE MUCHACHO, QUE NO TIENE NI DONDE CAERSE MUERTO, LE PIDEN 5 VECES EL CARNET AL DIA, PUES QUE INVESTIGEN LO MISMO CON BARES, BANCOS, Y TODO SITIO QUE SEA UN RECLAMO PARA UN ATRACO, SI TIENEN ARMAS, SI SON LEGALES, QUE HARIAN ANTE UN ATRACO, ETC, QUE EN SI, TAMBIEN DEBE SER UNA FUNCION POLICIAL.

¿QUIERES SALIR AQUI?, ENLAZAME

.